El español medio se ha convertido en un ser anestesiado y con pocas ambiciones trascendentales

Lo dice Stanley Paine, el prestigioso hispanista que nos conoce bien

principal-stanley-g-payne-es_med

Stanley Paine ha publicado un nuevo libro, “La Europa revolucionaria”, motivo por el cual ese ntrevistado en La Información. De su entrevista entresacamos algunos comentarios que nos han llamado la atención y que, aunque no nos dejan precisamente bien, señalan algunos de los males que están en el origen de nuestro actual estado de malestar y que, en consecuencia, sugieren algunos de los caminos que habría que tomar para superar el hastío que nos invade:

  • En España, además, el Poder está en manos de una estructura partitocrática dominada por cuadros políticos, los cuales dificultan cualquier solución a las reivindicaciones ciudadanas.
  • la sociedad española está anestesiada por anti-valores que desmovilizan a la gente: la telebasura, los deportes, el hedonismo, el consumismo… Con una ciudadanía absorbida por estas realidades resulta muy complicado que surja una movilización para mejorar las estructuras políticas. El horizonte vital de la mayor parte de la gente consiste en disfrutar de la mejor forma posible. El español medio se ha convertido en un ser anestesiado y con pocas ambiciones trascendentales.
  • en España se ha impuesto el “buenismo”, lo políticamente correcto. Pero este “buenismo” no busca azuzar grandes revueltas, sino al revés. El buenismo está en contra de las revueltas. Pretende dominar la sociedad, pero promoviendo conformismo, no revueltas.

Mi querida y consciente España

MQE



Categorías:España, política, Sin categoría

Etiquetas:, , , , ,

2 respuestas

  1. Reblogueó esto en Contra la ley "antitabaco"y comentado:
    Lo vengo diciendo desde que una buena parte de la población española aceptó la radical ley del tabaco si más, sin luchar, aunque estuviesen en contra. Si no oí mil veces “tampoco hacía falta prohibirlo en TODOS los bares…” no lo oí ninguna. Y aún así, esa mayoría se encogió de hombros.

    Fue entonces cuando me di cuenta de que los españoles aceptarían cabizbajos cualquier cosa. Cualquiera. Y creo que los políticos también se dieron cuenta.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: