Una mujer ejemplar

Cambio en buena medida el rumbo de la política en EEUU.

phyllis-schlafly-696x462

No le amedrentó el buenismo de la propuesta, ni las presiones del mundo feminista, ni siquiera que todo el ámbito político estuviera a favor de la ERA (Equal Rights Amendment). Phyllis Schlafly dio la batalla, cuando parecía que era imposible y no quedaba tiempo y la ganó. Dio la batalla por la mujer, por que se mantuviera intacta en la legislación la especificidad propia de la mujer, su feminidad, frente a es feminismo de género que sólo sabe ver a la mujer en el espejo del varón.

La ERA es una enmienda a la constitución de los Estados Unidos que buscaba supuestamente eliminar cualquier discriminación por razón de sexo en Estados Unidos. La ERA constaba de tres artículos:

Section 1. Equality of rights under the law shall not be denied or abridged by the United States or by any state on account of sex. (La igualdad de derechos ante la ley no podrá sera denegada ni limitada por los Estados Unidos o por ningún estado por razón de sexo).

Section 2. The Congress shall have the power to enforce, by appropriate legislation, the provisions of this article. (El congreso tendrá el poder para hacer cumplir, mediante la legislación adecuada, la provisión de este artículo)

Section 3. This amendment shall take effect two years after the date of ratification. (Esta enmienda entrará en vigor dos años después de la fecha de su ratificación).

La Cámara de Representantes aprobó esta enmienda con 354 votos a favor y 24 en contra, mientras que en el Senado tuvo 84 votos a favor y 8 en contra. Una vez pasado este trámite el 75% de los estados (38) en un plazo de 7 años. En el primer año 22 estados aprobaron la enmienda. Todo parecía rodado.  Además, los medios de comunicación e incluso el mundo de la cultura se mostraron entusiastas con esta medida.

Sin embargo, Phyllis supo ver los peligros de esa enmienda. Detectó como es enmienda era una ataque en la línea de flotación de la feminidad, como supondría una enmienda a la maternidad y anticipó problemas que se derivarían de esa enmienda: equiparación al matrimonio entre personas del mismo sexo, obligación de la mujeres a combatir, financiación pública del aborto, baños unisex, eliminación de los beneficios sociales para las viudas,…

Cuando empezó su campaña 30 estados había aprobado la enmienda, finalmente consiguió que vencido el plazo sólo 35 estados hubieran aprobado la enmienda, lo que supuso su paralización. Basó su campaña en la defensa de la mujer, de la feminidad, de la maternidad y de la familia natural. Lo hizo y ganó.

Recientemente señalaba que si no se hubiera parado la ERA las equiparación de las uniones homosexuales al matrimonio hubiera llegado 25 años. Sorprende también con qué lucidez previó hace casi 40 años batallas que tenemos hoy en día. Con su campaña además giró radicalmente la posición del partido republicano hacia la defensa de la vida y la familia.

Una vez más una mujer cambió la historia. Una vez más una mujer no se arredró ante lo políticamente correcto. Necesitamos muchas Phyllis. Hoy lloramos su muerte y le agradecemos, como a muchas mujeres, su valentía y coraje. Descanse en paz.

Mi querida y femenina España.

img_0014-8



Categorías:feminismo, Ideología de género, política

Etiquetas:, , ,

1 respuesta

  1. Necesitamos estos testimonios a seguir.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: