¿Un libro “ilegal”?

¿Qué dirán nuestros políticos?

Algunos pensarán que en MQE nos hacemos preguntas raras. Pero quizás si nos paramos a pensar un poco en la realidad española nos daríamos cuenta de que se trata de una pregunta bastante sensata.

Muchos españoles se olvidan de que en España existe una ley de memoria histórica. Una ley con la que el gobierno Zapatero y el gobierno Rajoy (que todavía no la ha derogado) quieren imponer una verdad histórica desde las instituciones políticas. Algunos ingenuos tienden a pensar que en el mundo moderno, tan avanzado científicamente, es a las ciencias a quien corresponde fijar los conocimientos que se desprenden del estudio de la realidad. Pues nada más lejos de eso, el Sr. Zapatero (por acción) y el Sr. Rajoy (por omisión) han decidido que en materia histórica, al menos en lo referido al franquismo, quien determina la verdad histórica no son los historiadores sino los políticos.

Ahora aparece un libro “1936: fraude y violencia” que denuncia el pucherazo perpetrado por las izquierdas con los resultados electorales para hacerse de forma ilegítima con el poder (cerca del 10% de los escaños del parlamento se los apropiaron indebidamente). Este libro pone de manifiesto una vez más la realidad de la II República: un régimen nada democrático, una excusa de las izquierdas para hacerse con el poder de forma totalitario. Si los resultados favorecían a las izquierdas se acataban, si no: se intentaban golpes de estado (1934) o se daban pucherazos electorales.

¿Permitirán nuestros políticos que haya libros que desmonten el mito de la II República? ¿Decidirán que es necesario ampliar la ley de memoria histórica para impedir que la verdad histórica contradiga la “verdad” oficial y política?

Ya lo han hecho una vez con la historia (la ley de memoria histórica), ya lo están haciendo con la biología y la medicina (a través de la leyes LGTBI) y muy pocos se han quejado. ¿Por qué no otra vez?

Gracias a los autores del libro, los historiadores Manuel Álvarez Tardío y Roberto Villa García, por su valentía y profesionalidad, por no tener miedo a la verdad, por no sucumbir ante la “verdad” política.

Mi querida e histórica España.



Categorías:Historia, política

Etiquetas:, , , , ,

2 respuestas

  1. No creo que digan nada porque ninguno se molestará en leerlo. Y es fácil que ni sepan de su existencia. Son todos unos “intelectuales”.

    Me gusta

  2. Y lo hicieron con la ley antitabaco…

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: